Apareció en Los Teques niña “raptada” en Upata

0
441

Luego de dos días en ascuas, finalmente la bebé de 9 meses, Javiennys Viamonte, apareció sana y salva en Los Teques, estado Miranda, donde presuntamente una persona, cuya identidad se desconoce, la entregó luego de enterarse que la madre de la niña había hecho una denuncia por presunto rapto.

Fuentes extraoficiales indicaron que la menor habría sido dada en «adopción» por su madre, Jennifer Jiménez, quien hasta ayer insistía en que le había sido arrebatada cuando se trasladaba en un taxi.

Anoche, desde el Cicpc se convocó a una rueda de prensa para dar detalles del caso, pero a última hora se suspendió, y no será hasta este jueves cuando se conozca realmente lo ocurrido.

Sin embargo, se conoció que la ciudadana que entregó a la niña en Los Teques y la madre de la bebita están detenidas y serán investigadas por trata de personas. Mientras, conocimos que Javiennys permanece en la Oficina de Protección al Menor.

Este suceso mantuvo en vilo durante dos días a toda Venezuela. Por las redes sociales corrieron imágenes de la niña con sus datos y los números telefónicos de sus padres para poder encontrarla.

No obstante, la madre seguía ocultando la verdad, que luego confesaría por presiones propias de la investigación policial activada por el Grupo Anti Extorsión y Secuestro y el Cicpc.

Existen dos versiones. Una indica que el canje de Javiennys habría sido entre la madre y una pareja que luego la entregaría a una mujer que no ha podido engendrar. Otra versión señala que la madre de la menor la entregó en el terminal de Puerto Ordaz a una mujer, quien le dio 2 mil bolívares para que se regresara a Upata.

MÁS TEMPRANO

El alcalde de Piar, José Gregorio Martínez, mostró este miércoles la preocupación de la población por la desaparición de la menor, y llamó a los bolivarenses a orar y rezar por la salud de la pequeña, rogando a Dios que estuviera sana y salva.

Mencionó la activación de un plan de contingencia en la población a fin de dar con el paradero de la pequeña. «Queremos un país distinto y seguro. Por eso invito a cada uno de los venezolanos a que nos aboquemos todos por la niña raptada y que Dios meta su mano poderosa para salir de este hecho lamentable», había expresado el alcalde más temprano.

Igualmente la primera dama del municipio, Desiré Muñoz de Martínez, un tanto llorosa había expresado su solidaridad con la familia. Incluso, hizo un llamado a los presuntos captores.

ENGAÑADOS

«No entendemos por qué esas personas están haciendo esto. Solo es una niña. Esperemos que no le haya pasado nada», expresó el padre de Javiannys, Carlos Javier Viamonte, ayer en la mañana, aun inconsolable.

Estas declaraciones las hizo sin saber que su esposa le había engañado, usando a su propia hija para obtener dinero, sin importar sentimientos ni humillaciones. Y es que las averiguaciones apuntan a que el progenitor de la bebé no tiene conocimiento de la transacción que le habría imposibilitado ver a su hija por el resto de su vida.

Se recuerda que el pasado lunes en la población de Upata, la mujer fue aparentemente sometida por otra dama taxista para despojarla de sus pertenencias. Posteriormente, junto a otro hombre, habrían dejado a la madre de la niña abandonada en Castillito, Puerto Ordaz, para darse a la fuga con la pequeña.