Asesinado sin causa aparente

0
231

Fue en la calle 5 de julio en «La Unidad» en San Félix, donde Miguel Ángel Guilarte de 24 años de edad, recibió dos impactos de bala en el pecho por varios sujetos que pasaron por la calle disparando sin ningún motivo.

Anny Almaza, madre de la víctima, relata que su hijo era un hombre tranquilo, no tenía hijos ni esposa, se dedicaba a «matar tigritos» por el barrio, «trabajaba para él mismo, pues no tenía a quien mantener. Era un muchacho normal, no se metía con nadie. Terminó su quinto año de bachillerato y comenzó a trabajar de albañilería, pues siempre quiso ganarse su dinero. El hecho ocurrió a la una de la madrugada del domingo, cuando varios sujetos pasaron echando tiros por la calle y mi hijo recibió dos en el pecho, él estaba en una reunión familiar. Fue trasladado al hospital de Guaiparo pero ya era demasiado tarde, había muerto».

Almaza se encontraba en las instalaciones del Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y Criminalísticas (CICPC) para reclamar el cuerpo de su hijo, clamó a las autoridades por justicias y que en lo inmediato encuentren los responsables del crimen.