Asesinan a funcionario de Tránsito en Fe y Esperanza Bolivariana

0
177

En lo que va de febrero, 32 personas han perdido la vida de manera violenta en el municipio Caroní. La segunda ciudad más peligrosa de Venezuela, seguida de Caracas

 

Jmoya@eldiariodeguayana.com.ve

Fotos: César Flores/Archivo

 

Un joven identificado como Franklin José González Sánchez fue asesinado la madrugada de este domingo. El crimen se consumó en la invasión Fe y Esperanza Bolivariana, adyacente a la comunidad Las Amazonas, ubicada en el sector Core 8 en Puerto Ordaz.

Aprovechándose de la oscuridad imperante, los verdugos esperaron un descuido del joven para acorralarlo. Supuestamente, el hombre venía caminando en dirección a la residencia de una hermana, aproximadamente, a las 12:30 a.m., sin embargo, encontró la muerte a mitad de camino.

Vecinos relataron que, escucharon múltiples detonaciones, no obstante, se limitaron a observar lo que pasaba por temor a quedar en la línea de fuego. El reporte fue notificado al servicio de emergencias 1-7-1 Bolívar, seis horas más tarde.

Lo venìan siguiendo

De acuerdo con la información recabada, el infortunado de 30 años de edad, recibió un tiro en el pecho y otro a la altura del cráneo que lo dejó agonizando en medio del pavimento. Aunque intentó defenderse para salvaguardar su integridad física, los disparos fueron letales.

Versiones extraoficiales apuntan a que, dos delincuentes de la banda de “Perro Flaco” lo venían siguiendo con la intención de despojarlo de sus pertenencias, y al resistirse al robo, la furia de uno de los maleantes hizo que sacará una pistola y accionará el gatillo.

A la víctima no le dio tiempo de correr. Al recibir los tiros, cayó desplomado con el uniforme que lo identificaba como un funcionario activo del Instituto Municipal de Transporte, Tránsito y Vialidad (Imttv) de Caroní.

Dieron con su paradero

El rumor de una persona fallecida corrió como pólvora a partir de las 5:00 de la mañana cuando varios moradores que se disponían a esperar el transporte para dirigirse a sus lugares de trabajo, pudieron avistar el cuerpo que yacía sin signos vitales.

Rápidamente, las características del joven aportada por los curiosos llegaron hasta los oídos de una de sus dolientes, quién caminó hasta la escena del crimen para descartar la muerte del sexto de ocho hermanos. Bastó con que levantara la sabana, y observara, el cadáver de Franklin inmóvil.

Testigos relataron que la fémina no dudó en lanzarle desesperadamente al fallecido e intentar reanimarlo, pero los esfuerzos fueron en vano. Ya el color de piel de quien en vida prestara un servicio en la región, era pálido.

Investigaciones de rigor

Como a las 7:30 de la mañana, una comisión del Eje Contra Homicidios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) subdelegación Ciudad Guayana, realizó el levantamiento del infortunado, así como también, recolectó las evidencias halladas en el sitio.

De acuerdo con la versión de algunos vecinos, varios casquillos calibre 3.8 milímetros quedaron esparcidos alrededor de la humanidad de González. Aunque se intentó obtener mayor información con Daniel González, hermano de la víctima, quien se encontraba realizando los trámites correspondientes a las afueras de la policía científica para darle cristiana sepultura, el joven no aportó mayores detalles.

En vida vivía en con sus padres en la avenida principal de Las Teodokildas, a escasos metros de la clínica Gran Sabana, y no dejó hijos en orfandad.

 

Hallado muerto en un fundo

En otro hecho violento, un joven sin identificación pero de aproximadamente 24 años de edad, fue encontrado sin vida durante la mañana de este domingo en el fundo “El Frío” del municipio Sifontes con múltiples impactos de bala. El infortunado era de tez clara, contextura delgada, 1.70 de estatura y para el momento del hallazgo, vestía un pantalón tipo jeans sin camisa.

El cuerpo fue localizado por un vecino, quien se topó con la escena violenta. Funcionarios del Centro de Coordinación Policial (CCP) Tumeremo custodiaron el cadáver hasta la llegada de la policía científica. Asimismo, se pudo conocer que, el móvil del crimen está vinculado a un presunto hurto, puesto que la casa donde vivía fue desmantelada en su totalidad.