Biesur llama a evitar guerra campal en municipios del sur

El presidente del Bloque de Integración Empresarial Sur-Oriental (Biesur), Senen Torrealba, planteó su “profunda preocupación”, por lo que calificó como “una escalada de saqueos” que se ha desatado en los municipios de la zona sur del estado Bolívar, surgida como consecuencia del descontento popular por el caos generado con el papel moneda tras la eliminación del billete de Bs 100, la indetenible inflación y la escasez de productos alimenticios, medicinas y otros artículos de primera necesidad.

0
694

 

El presidente del Bloque de Integración Empresarial Sur-Oriental (Biesur), Senen Torrealba, planteó su “profunda preocupación”, por lo que calificó como “una escalada de saqueos” que se ha desatado en los municipios de la zona sur del estado Bolívar, surgida como consecuencia del descontento popular por el caos generado con el papel moneda tras la eliminación del billete de Bs 100, la indetenible inflación y la escasez de productos alimenticios, medicinas y otros artículos de primera necesidad.

Ante esta situación que estimó “delicada e impredecible”, pues aduce que estamos en presencia de “un estallido social”, Torrealba llamó a las autoridades “a evitar una guerra campal en los Municipios del Sur”, en razón de que ha mantenido contactos con la dirigencia gremial del empresariado en los Municipios Sifontes, El Callao y Roscio, los más afectados por los saqueos puestos de manifiesto este viernes con saldo cruento y pérdidas cuantiosas, y la reacción percibida es la de que los comerciantes están en vías de armarse con lo que puedan para defender sus negocios y el patrimonio de sus familias.

Aseguró que los comerciantes comenzaron a tomar previsiones para la autodefensa a fin de salvaguardar sus negocios, frente a la escalada de saqueos y de destrucción que se ha desatado en la región, y lo más grave, en medio de una desconcertante inercia y apatía de las autoridades y organismos de seguridad, llamados a brindarles protección.

Precisó Torrealba que tan pronto comenzaron en Biesur a recibir denuncias de sus Cámaras y Asociaciones empresariales del eje sur de desarrollo, sobre lo que estaba aconteciendo con los saqueos y agresiones a la propiedad privada, se pusieron en contacto con las autoridades  civiles y militares  reclamando protección, pero el reporte que recibimos de nuestros aliados es que nada ocurrió a este respecto y quedaron indefensos y a merced de la arremetida brutal de los saqueadores.

Teme Senen Torrealba, que vista la disposición del comercio, de armarse con lo que tengan a su alcance para defender sus negocios, se pueda desatar una guerra campal de imprevisibles consecuencias, que indudablemente vamos a lamentar, mientras quienes tienen la obligación Constitucional de evitar estos hechos se hacen los desentendidos, como buscando que la gente descontenta se desahogue con los empresarios, tal como ocurrió con el llamado “Dakazo”.

Por esta circunstancia, el presidente de Biesur hace un llamado a las autoridades, para que acometan una batida contra estos hechos vandálicos y depongan su actitud de inercia garantizando seguridad a los comercios, sus empleados y propietarios, quienes por ser contribuyentes con el Estado, en el pago de impuestos municipales y nacionales, tienen el derecho a ser protegidos y reguardados en su integridad física y de sus bienes. También llamó a los sectores comerciales afectados, a ser más reflexivos ante los hechos que los victimizan y a no exponer sus vidas en enfrentamientos violentos con el vandalismo desatado al sur del estado Bolívar.

Dijo Torrealba que, precisamente en estos momentos (10 de la mañana) los líderes empresariales del Eje Sur, como Víctor Kafriuni, de la Cámara de Comercio de Roscio; Ceferino Chacín, de la Cámara de Comercio de El Callao y  Erick Leiva, de la Cámara de Comercio de Sifontes, deben estar reunidos con los periodistas en El Callao, en una rueda de prensa, para exponer su situación y presentar propuestas a las autoridades y al gobierno nacional, para que asuman su responsabilidad en los hechos que se han desatado como consecuencia de las medidas monetarias y económicas en general y que la banca pública dé la cara, frente a los inconvenientes causados con el canje apresurado de los billetes de 100 bolívares, un proceso que es engorroso e insuficiente en la zona sur por el alto volumen de efectivo que debe manejar el comercio y las limitaciones de la banca pública para atenderlos.

Destacó en este sentido que la propuesta central, es la activación urgente de un plan de financiamiento para los comercios y negocios afectados, previo a un censo general en los Municipios Sifontes, El Callao y Roscio para determinar su número y cuantía de daños sufridos, en condiciones donde se establezcan tasas preferenciales y plazos con por lo menos un año de gracia, para así reponer toda su infraestructura dañada, inventarios saqueados y equipos destruidos o sustraídos.