Califican a El Aissami como el Pedro Estrada de la revolución

Denuncian que el supuesto Comando Antigolpe designado por Maduro y coordinado por el vicepresidente, es una mampara más del gobierno para atacar sin razón

0
743

Como la crónica de una tragedia anunciada para la Venezuela democrática catalogó Ismael García, diputado a la Asamblea Nacional, la designación de Tareck El Aissami como vicepresidente de la República, quien a su juicio fue colocado por Nicolás Maduro en dicho cargo, para llevar a cabo una ofensiva de persecución, violencia y crímenes, propia de los gobiernos autócratas y dictatoriales cuando llegan a su fin y pretenden mantenerse en el poder con una pistola en mano y a la fuerza.

A juicio del dirigente de la unidad democrática, Tareck El Aissami es el personero más cobarde dentro del PSUV, pero a la vez el más peligroso, porque actúa a traición y por la espalda, y porque está vinculado a organizaciones criminales en el mundo. “El califa El Aissami, estuvo al frente del estado Aragua como gobernador, y no sólo sumergió a los aragüeños en pobreza, miseria y desolación, sino que gracias a su ineficiencia y complicidad con las organizaciones delictivas de la entidad central, convirtió a nuestro estado en el más violento del segundo país más violento del mundo como es Venezuela”, advirtió.

Asimismo, denunció que el supuesto Comando Antigolpe designado por Maduro y coordinado por el vicepresidente, es una mampara más del gobierno para atacar sin razón, sin justicia y sin piedad a los dirigentes de la unidad democrática, sembrándole toda clase de delitos para inculparlos en actos de desestabilización y de terrorismo. “El sinvergüenza y cobarde de El Aissami actuando al margen de la Constitución Nacional y en claro desacato de las instituciones de poder del Estado, pretende acorralar a los diputados, concejales y dirigentes de la unidad para sacar del camino y por la vía violenta a venezolanos que luchan a brazo partido por la estabilidad del país y por el restablecimiento de la democracia”, aseveró.

Puntualizó además que la FANB no debe prestarse para toda esta criminalización de la oposición y de un pueblo en su conjunto, al tiempo que les recordó que éstos son crímenes de lesa humanidad que no prescriben, y además son actos individuales.

En este orden de ideas manifestó que la detención ilegal del diputado Gilber Caro de Voluntad Popular, por parte del Sebin en el Peaje de Las Cabreras en Aragua; así como la revocatoria de la medida de libertad condicional al General Raúl Baduel; del concejal de Primero Justicia en Maracaibo, Jorge Luis González, del concejal Roniel Farias y del dirigente Irwin Rocca ambos de Voluntad Popular en Bolívar, y más recientemente las amenazas contra la dirigente de la unidad y esposa de Leopoldo López, Lilian Tintori, son totalmente ilegales, al tiempo que exigió que deben ser puesto en libertad de manera inmediata.

Maduro y su par Tareck El Aissami, están jugando candela y creen que en esa estrategia de exterminio que pretenden contra la unidad democrática, van a acorbadar y a detener las intenciones de cambio de la gran mayoría de los venezolanos que exigen elecciones generales ya, pues yo les digo que están muy equivocados, porque aquí no hay miedo ni cobardes, así que lucharemos con la Constitución Nacional en mano y junto a nuestro pueblo, para desenmascarar esta putrefacción que haciéndose pasar como órganos de inteligencia, son una pandilla de malandros y asesinos que pretenden silenciar a un pueblo, para que no hagan justos sus reclamos por la falta de alimentos, de medicinas, por la inseguridad, y por la grave crisis económica entre otros factores, e impedir que se movilicen. Sin embargo, aquí va a pasar todo lo contrario, porque la presión popular frente a la represión de un gobierno corrupto y asesino, son una bomba de tiempo que puede estallar en cualquier momento, sentenció.