Chile se enfoca en los charrúas

0
110

Chile dejó atrás el escándalo protagonizado por el volante Arturo Vidal, quien chocó ebrio su lujoso deportivo la semana pasada, y se concentra en el duelo con Uruguay por cuartos de final de la Copa América-2015 que será de vida o muerte.

El seleccionado anfitrión del torneo entrenó por tercer día en el complejo Juan Pinto Durán, en Santiago, donde las aguas parecen haberse calmado tras el accidente que protagonizó Vidal.

«Vidal lo dejó claro. Reconoció su error y es un tema cerrado. Doy gracias a dios por tenerlo aún con nosotros», dijo el volante local Marcelo Díaz en conferencia de prensa este lunes.

POR LA SUPERVIVENCIA

Superado el incidente, el equipo chileno, ganador del Grupo A con siente puntos, se centra en el duelo de cuartos con Uruguay, un escollo «duro y fuerte» que es el campeón vigente y el máximo ganador del torneo continental con 15 títulos, dijo Díaz, volante del Hamburgo de Alemania.

«Ahora estamos en cuartos y es un campeonato totalmente diferente, ahora se empieza a jugar la copa de vida o muerte y para eso debemos estar preparados física y mentalmente», aseveró el futbolista de 28 años.

Díaz advirtió que Uruguay debe cuidarse del «juego colectivo» de Chile que será la base para enfrentar una de las mayores características de la Celeste: el juego aéreo, en el cual son especialistas y que explotarán más aún ante la defensa chilena, que tiene la menor estatura del torneo con 1,74 m de promedio.

«Nos hemos enfocado en como doblegar a Uruguay, no en la forma de cómo le vamos a ganar un cabezazo no estamos pensando ir a pelear con ellos, si pensamos ello es mejor quedarnos en casa», afirmó el volante de 1,66 m de estatura, uno de los jugadores más bajitos de la Copa.

7:30 p.m.

Hora del primer encuentro de cuartos de final este miércoles