Cicpc investiga asesinato del doctor Pablo Azuaje

0
9469
Campo B de Ferrominera Orinoco, foto referencial

Los pesquisas del Cicpc investigan las circunstancias de la muerte del doctor Pablo Azuaje, quien murió el lunes en horas de la noche cuando llegaba a su casa.

La familia había pasado el primero de Enero en San Félix en casa de la abuela de los niños. Cuando llegaban a la carrera La Habana del campo B de Ferrominera Orinoco dos sujetos desde un auto pequeño, posiblemente un Getz, color marrón, los interceptó e hizo dos disparos. Uno por el parabrisas que fue el que hirió mortalmente al doctor pues el tiro fue directo al corazón y el otro en la puerta.

La esposa y los dos hijos adolescentes, afortunadamente no resultaron heridos. La hija de 15 años de los anestesiólogos Azuaje y Díaz, trató de continuar la acción que inició su padre quien cuando vio a los sujetos intentó escapar con el vehículo.

Al resultar herido el doctor Azuaje la muchacha maniobró el volante de la Jeep Cherokee  para huir del lugar y terminó chocando contra el paredón de una casa.

De allí salieron a auxiliar al herido y a la familia que trasladó al doctor Azuaje hasta la clínica Familia, la más cerca del hecho de violencia.

Los funcionarios del Cicpc tratan de ubicar a los sujetos por las características del vehículo y aunque hasta ahora se asume el robo como móvil, no descartan otras líneas de trabajo por la precisión y por el sitio, pues la casa del doctor Azuaje y su esposa está ubicada en un sitio donde no es fácil llegar o escapar.

También evalúan la posibilidad que al doctor lo siguieran desde San Félix, que los malandros, andaban por allí y cuando vieron la camioneta y a la familia, la siguieron para quitársela, pero a los pesquisas del Cicpc les llama la atención, lo preciso del tiro y la escasez del gasto de municiones.

El gremio médico, familiares y amigos del doctor Pablo Azuaje están consternados ante el hecho de violencia. El anestesiólogo laboraba en Ferrominera Orinoco y prestaba servicio a la Fundación Lala.