Cifra de muertes por Coronavirus aumentó a 1.770

0
338

El número de muertos en China continental por la epidemia de neumonía viral aumentó este lunes 17 de febrero a 1.770, según cifras oficiales que confirman una disminución del ritmo de contagio, aunque la Organización Mundial de la Salud (OMS) advierte que es “imposible predecir” la propagación del nuevo coronavirus.

Los expertos internacionales enviados a Pekín por la OMS han comenzado a debatir con sus homólogos chinos. “Esperamos que esta colaboración importante y vital contribuya al conocimiento global de la epidemia # Covid19”, afirmó el domingo por  la noche el jefe de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, en Twitter.

La reunión se produce cuando el número de víctimas de la epidemia de neumonía viral Covid-19 ha aumentado en China continental hasta los 1.770 muertos, principalmente en la provincia de Hubei (centro), según cifras oficiales publicadas este lunes.

Esta cifra confirma que el número diario de nuevas muertes tiende a disminuir (105 el lunes contra 142 el domingo y 143 el sábado). Además, el número de casos nuevos registrados fuera de Hubei fue de solo 115 el lunes, en comparación con casi 450 una semana antes.

Fuera de China continental, donde al menos 70.400 personas han sido infectadas, se han confirmado casi 600 casos de contagio en una treintena de países de todo el mundo.

“Ya se puede constatar el efecto de las medidas de control y de prevención de la epidemia”, dijo el portavoz de la Comisión Nacional (ministerio) de Salud china, Mi Feng.

Más prudente se había mostrado el sábado la OMS, al considerar que era “demasiado pronto” para hacer previsiones.

Según el jefe de la OMS, es “imposible predecir” la evolución de la epidemia.

El domingo también se registró el primer fallecimiento en Taiwán, un taxista de 61 años.

Entretanto en Europa, más de un centenar de alemanes y una veintena de personas de otras nacionalidades fueron liberados de la cuarentena a la que estaban sometidos en una base militar de Fráncfort desde que fueron repatriados de Wuhan, en la provincia china de Hubei, foco de la epidemia, a comienzos de mes.

Imagen y legitimidad

En China, después de haber destituido el viernes a los principales responsables políticos de Hubei y de Wuhan, el régimen comunista anunció el domingo sanciones a funcionarios de menor rango.

“Cuando se produce una crisis de este calado, esto tiene una importancia política, pues la imagen internacional de China y la legitimidad del Partido están en juego”, comenta el sinólogo Zhoy Xun, de la Universidad de Essex (Inglaterra).

Entretanto la directora del Fondo Monetario Internacional (FMI) Kristalina Georgieva advirtió que la epidemia podría impactar el crecimiento mundial en 2020, dependiendo de la capacidad de China para contener su propagación.

“En este momento, nuestro pronóstico es de (un crecimiento mundial) de 3,3%, y podría haber una reducción de 0,1 a 0,2%”, dijo, pero admitió que es “demasiado pronto” para estimar con precisión el impacto.

En Hong Kong, un territorio que se aísla para protegerse de la epidemia desde hace unos diez días, los consumidores vacían los supermercados para almacenar alimentos y productos de limpieza por temor a la escasez, pese a que  las autoridades aseguran que el aprovisionamiento funciona  normalmente. AGENCIAS