Cinco detenidos por tráfico de sustancias psicotrópicas

0
156

Todo empezó con el interés por un cargamento drogas que le pertenecía al cabecilla de la banda «Los transportadores», el cual es conocido por el remoquete de «El colombiano». Este envió a cuatro integrantes de su grupo delictivo a retirar la mercancía recuperada de un previo robo, que escondían en el sector de Guaiparo, en San Félix, justo detrás de la sede del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc), en medio de una espesa maleza que hacía las veces de un escondite perfecto.

BIEN CALCULADO

El cargamento estaba listo para ser retirado por los integrantes de la banda. ¿La hora pautada? 7:00 p. m. Los cuatro sujetos no disponían de un vehículo para trasladarse, por ello hicieron contacto con un taxista para que les hiciera una «carrerita», con la que planeaban llevar la droga nuevamente de regreso a su dueño. En la llamada, que duró pocos minutos, le ofrecieron al taxista por su trabajo la suma de Bs 20 000, la cual aceptó. Pensaban que lo tenían todo calculado y solo restaba contar las horas para realizar el traslado.

LA RETIRADA

Llegada la noche los cuatro delincuentes y el taxista partieron rumbo a su destino a bordo de un vehículo Kia, modelo Picanto, placa FBP101, color plata, año 2007, el cual era conducido por Freddy José Campos Aguilera, de 26 años, y que no le pertenecía, pues trabajaba con él para poder pagarlo poco a poco.

Los sujetos llegaron al sitio, estacionaron el automóvil al borde de la carretera y encendieron las luces intermitentes para simular estar accidentados. Poco a poco iban introduciendo la droga en el carro pero siempre manteniéndose alertas para no levantar sospechas.

Los sujetos no tardaron mucho en cargar con toda la droga, luego de esto se montaron en el vehículo y arrancaron, sin saber que a pocas cuadras ya habían sido avistados por unos efectivos adscritos a la Dirección de Inteligencia del puesto de ferris y chalanas del destacamento N° 625 de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), que se encontraban patrullando la zona.

LA INCAUTACIÓN

Los efectivos de la GNB solo tardaron 30 minutos para realizar la detención de los cinco sujetos, pues la actitud sospechosa de estos fue lo que accionó la alarma. El procedimiento se hizo justo cuando los criminales se trasladaban por la avenida Angosturita del sector Guaiparo, en San Félix; a eso de las 7:30 p. m. la comisión les dio la voz de alto para proceder con la revisión pertinente, por la cual lograron incautar cinco panelas de cogollos de marihuana -también conocida como «cripi»- con un peso de 500 gramos cada una, además de cuatro envoltorios recubiertos por bolsas transparente que resultaron ser también de marihuana y dos envoltorios de crack. También encontraron en el interior del vehículo dos armas de fuego tipo revólver, calibre 38mm, junto a cinco cartuchos del mismo calibre sin percutir.

LOS IMPLICADOS

Los cinco sujetos implicados en el tráfico ilícito de sustancias estupefacientes y psicotrópicas quedaron identificados como Isidoro Eduardo Fajardo Carmona, de 26 años; Braimer Raseht Flores Mariño, de 21; Carlos Jesús Petit Venegas, de 27; Candido Alejandro Quijada García, de 23 y el conductor del vehículo, Freddy Campos. Todos quedaron detenidos en el punto de control de ferris y chalanas y puestos a la orden del Ministerio Público.

NO PERTENECÍA A LA BANDA

Se confirmó que el conductor del vehículo, Freddy José Campos Aguilera, no pertenecía a la banda «Los transportadores», sin embargo, este conocía plenamente el acto delictivo que estaba cometiendo, pues aceptó desde un principio la suma de dinero que ganaría al realizar el trabajo. Pero serán las investigaciones del caso las que dictaminen la verdadera responsabilidad del joven de 23 años.