Columna: Bajo Control

0
287

DORMIR BIEN, UNA FORTALEZA EN PANDEMIA

I.

La mínima alteración en el Ritmo Biológico del Sueño siempre se manifiesta con trastornos de la salud y el bienestar.

Entonces es lógico y necesario que seamos disciplinados en un Estilo de Vida que garantice ese ritmo, que como decimos en nuestro libro “El Arte de Ser Saludable” (2019), es un ahorrador de salud y dinero, condiciones que pudieran perderse por causas “modernas” (cáncer, diabetes, hipertensión, obesidad) y ahora por efectos la pandemia del Siglo (Covid-19 y derivados).

Cuando hacemos referencia a la pandemia por Covid-19 como causa de perdida de sueño, y en consecuencia de salud y dinero, no es solo por el hecho de sufrir alteraciones por contacto con el virus, es por las influencias negativas de la propaganda desmedida y maliciosa (infodemia); las políticas sanitarias, higiénicas, sociales, económicas, militares y religiosas, generadoras de miedo a contagiarse, crisis económica, estrés general y fobias; los nuevos hábitos de acostarse muy tarde en la noche y levantarse al mediodía; la sobre-exposición a las ondas electromagnéticas de computadoras y teléfonos móviles, la depresión por los confinamientos y distanciamientos, entre otros excesos.

Por una parte, tenemos que apreciar todos los beneficios del sueño de calidad (dormir bien) y por la otra, reconocer y aplicar las medidas que debemos tomar cuando hay trastornos para dormir bien, medidas que vayan en sentido contrario a las soluciones farmacológicas cuyos potentes somníferos tienen efectos dañinos.

II.

A fin facilitar el entendimiento y el interés sobre el dormir bien, se pone a disposición un bloque de Ideas-Fuerza expuestos en el Taller “Cómo activar las diferentes fases del sueño para despertar en plena forma” orientado por el Dr. Nicolás Romero, editor de los Laboratorios Cell’innov en España.

En primera instancia, se dice lo que ocurre normalmente:

“Mientras duerme, decenas de procesos fundamentales se activan en todo su cuerpo. 

Como si un equipo de mantenimiento viniese a reparar sus órganos: 

  • ponen orden en su cerebro 
  • reparan sus fibras musculares 
  • limpian su sangre 
  • renuevan sus células 
  • e incluso apoyan su sistema inmunitario
El problema, es que en cada minuto de sueño perdido, su equipo de mantenimiento se retrasa
Los científicos llaman a este fenómeno déficit de sueño.”  

En segundo lugar, se puntualizan los trastornos comunes:

“Cuando su déficit de sueño es pequeño, basta con una larga noche para recuperarlo.  
Pero si los trastornos del sueño le llevan acompañando varios meses, su déficit se acumula y puede tener repercusiones terribles en su salud: 

  • falta de memoria  
  • ansiedad  
  • diabetes 
  • depresión 
  • somnolencia 
  • hipertensión  
  • problemas cardiovasculares”
 
III.

Se requiere de una alfabetización acelerada sobre el dormir bien para entender y respetar las fases del mismo: fase de adormecimiento (5% de una buena noche de sueño como señala la gente de Laboratorios Cell’innov ), sueño profundo y sueño REM.

Ponemos a la orden, los planes de formación y los protocolos de atención para dormir bien durante todas las etapas de la vida y recuperar la normalidad cuando hay afectación, todo bajo el enfoque de las leyes de la naturaleza.

El dormir bien nos protege en tiempos de Pandemia.

Alexis Adarfio Marín
Naturópata.
aadarfio@hotmail.com