Cuba liberó 53 detenidos que EEUU consideraba presos políticos

0
37

El gobierno de Cuba completó el proceso de liberación de 53 detenidos a los que Estados Unidos consideraba presos políticos, anunció este lunes un alto funcionario del Departamento de Estado, que saludó un “paso muy positivo” para las relaciones bilaterales.

“El gobierno de Cuba nos ha notificado que completó la excarcelación de 53 presos políticos a los que se habían comprometido a liberar”, dijo la fuente, que solicitó el anonimato.

 

“Saludamos este paso muy positivo y estamos satisfechos que el gobierno de Cuba haya cumplido su compromiso”, agregó.

De acuerdo con el funcionario, “nuestra Sección de Intereses en La Habana pudo verificar la liberación” de los detenidos.

El Departamento de Estado no ha revelado los nombres de esas 53 personas, pero la fuente dijo este lunes que se encontraban detenidas por “ejercer derechos internacionalmente protegidos o la promoción de reformas políticas y sociales en Cuba”.

La liberación de esos 53 detenidos ocurre en el contexto de una decisión bilateral de normalizar las relaciones diplomáticas. Si bien el gobierno estadounidense admite que discutió esa lista de personas con la contraparte cubana, sugirió varias veces que la excarcelación no formó parte del nudo central de las conversaciones.

“En nuestras discusiones con los cubanos, hemos compartido los nombres de esas personas detenidas por cargos relacionados a su actividad política. El gobierno cubano tomó la decisión soberana de liberar a esos individuos, como lo indicó Raúl Castro en su discurso del 17 de diciembre”, reiteró la fuente este lunes.

– GRADUAL MEJORA DE RELACIONES –

El pasado viernes, la vocero del Departamento de Estado, Jen Psaki, ya había saludado la “significativa” liberación de unas 35 personas durante la semana, en lo que fue considerado un gesto desde Washington de reconocimiento a la gradual mejora de las relaciones bilaterales.

Ya en esa oportunidad, Psaki había adelantado que “hay más (detenidos) que serán liberados”.

Estados Unidos y Cuba sorprendieron al mundo el pasado 17 de diciembre al anunciar simultáneamente el fin de más de 50 años de enfrentamientos para iniciar un difícil y largo proceso de normalización de las relaciones diplomáticas.

La iniciativa cubana de liberar a esas 53 personas constituye el más importante paso para la histórica reunión que delegaciones de alto nivel de los dos países realizarán el 21 y 22 de enero en La Habana, para iniciar el proceso formal de normalización de relaciones.

Ese clima de esfuerzos para recomponer las relaciones quedó momentáneamente empañado el pasado 30 de diciembre, cuando la policía impidió la realización de una protesta encabezada por una artista plástica en La Habana, pero Washington reaccionó con evidente cautela al episodio.

– MANTENER UN CLIMA DE DIÁLOGO –

La delegación estadounidense a las reuniones de La Habana el 21 y 22 de enero estará encabezada por la subsecretaria de Estado para el Hemisferio Occidental, Roberta Jacobson, quien se tornará así en la más alta autoridad estadounidense a visitar oficialmente Cuba en muchos años.

El jefe de la diplomacia estadounidense, John Kerry, ya adelantó que quería ser “el primer secretario de Estado a viajar a Cuba” desde que los dos países rompieron relaciones diplomáticas el 6 de enero de 1961.

En ese marco, los esfuerzos para mantener el clima de diálogo entre las partes se tornaron evidentes en todas las partes involucradas.

Este lunes, durante una reunión con representantes del cuerpo diplomático, el papa Francisco pronunció un discurso sobre la necesidad del diálogo para superar diferencias y puso como ejemplo el proceso de reaproximación entre Washington y La Habana.

Estadounidenses y cubanos mantuvieron conversaciones secretas durante un año y medio bajo la protección de diplomáticos canadienses y apoyo logístico del Vaticano, al punto que el propio papa envió cartas personales a Barack Obama y Raúl Castro instándolos a un acuerdo.

Anuncia con Nosotros