Diputado Faría: Nuevo esquema cambiario cierra paso al mercado paralelo

0
67

El vicepresidente de la Comisión de Finanzas y Desarrollo Económico de la Asamblea Nacional (AN), diputado Jesús Faría, resaltó que el nuevo esquema cambiario, anunciado por el Gobierno la semana pasada, permitirá asignar las divisas necesarias que requiera el aparato económico y le cierra el paso al mercado paralelo.

Al ser entrevistado este miércoles en El Noticiero de Televén, el parlamentario sostuvo que es viable la aplicación del recién creado Sistema Marginal de Divisas (Simadi), debido a las condiciones económicas del país.

“Con este esquema cambiario vamos en la dirección correcta para asignar las divisas que requiere un aparato económico altamente dependiente de estas”, manifestó el diputado por el Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv).

Añadió que el mercado paralelo estaba altamente distorsionado y el nuevo esquema cambiario ayudará a estabilizar la economía del país.

“Se le cierra el paso al mercado paralelo, que estaba altamente distorsionado”, dijo, y estimó que la tasa para este jueves, cuando comienza a funcionar el Simadi para las personas naturales, será alta, “porque se comienza por un punto elevado para llevarlo luego a la baja”.

Destacó, asimismo, que este esquema cambiario, que presenta tres modalidades, permitirá asignar divisas de manera planificada.

“Tenemos un monto de divisas presupuestado y un conjunto de requerimientos. Se van a dar divisas para los sectores económicos que necesiten, en función de la producción, para que el aparato productivo se recupere”, indicó.

Faría denunció que existe un factor especulativo que no solamente busca mayores ganancias sino un propósito político: la desestabilización. Por ello, sostuvo que el Gobierno aplicó este nuevo sistema cambiario, no solo para estabilizar la economía del país, sino que influyen factores políticos.

Mencionó que Estados Unidos y España pretenden alterar el desempeño de la economía nacional. “Buscan que se profundice una crisis económica que sea gravemente afectada por el derrumbe estrepitoso de los precios del petróleo. Hay un proceso electoral donde quieren ver al Gobierno prácticamente boqueando”, agregó.

El nuevo sistema cambiario está compuesto por tres mecanismos: una tasa a 6,30 bolívares por dólares para alimentos, salud e insumos para la producción, que otorga el estatal Centro Nacional de Comercio Exterior (Cencoex). Las autoridades han señalado que esto cubre aproximadamente 70 % de las necesidades del país.

El segundo instrumento es el Sistema Complementario de Administración de Divisas (Sicad), asignados por el Cencoex para el resto de los sectores productivos. La tasa, que flucturá, arranca en 12 bolívares.

El tercero es el Simadi, que permitirá a las personas naturales y jurídicas participar libremente como oferentes o demandantes de divisas, a través de bancos, operadores de valores y casas de cambio. La tasa es libre, de acuerdo con la oferta y la demanda.

El Ejecutivo indica que estas tres modalidades permitirán optimizar el uso de las divisas para impulsar los sectores productivos y garantizar los recursos necesarios para las importaciones de alimentos, insumos y artículos básicos que requiere la población.