EI toma control de Ramadi

0
89

Bagdad.-Los yihadistas del grupo Estado Islámico (EI) fueron expulsados este domingo por las fuerzas sirias hacia la periferia de la histórica ciudad de Palmira pero en Irak se hicieron con el control total la ciudad de Ramadi.

Ambas batallas dejaron varios centenares de muertos entre los combatientes y la población, mientras miles de civiles huían de los combates.

En Palmira, después de violentos combates con el ejército, el EI “se retiró de la mayoría de los barrios” del norte de la ciudad, menos de 24 horas después de haberse apoderado de esa zona, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).

El gobernador de Homs, provincia de la que forma parte Palmira, indicó por su parte que el ataque del EI en el norte de la ciudad había sido “abortado”.

Además, cuatro jefes del grupo yihadista habrían sido abatidos en una operación militar de Estados Unidos, según el OSDH.

El director de la oenegé, Rami Abdel Rahman, precisó no obstante que “los combates continuaban en la periferia norte de Amiriya entre fuerzas leales [al presidente sirio Bashar al Asad] y los yihadistas”.

Pese a la retirada, la amenaza sigue presente, ya que los insurgentes rodean prácticamente toda la ciudad y se encuentran a un kilómetro del sitio arqueológico de Palmira, declarado patrimonio mundial de la humanidad por la Unesco.

MÁS DE 300 MUERTOS

Entre el miércoles y el domingo, la batalla de Palmira se saldó con al menos 315 muertes, según el OSDH, que cuenta con una amplia red de informadores en Siria.

Entre ellos, habría 123 soldados y milicianos progubernamentales, 135 combatientes del EI y 57 civiles, de los cuales decenas fueron ejecutados por el grupo extremista.