Ejecutado por unos motorizados cuando salía de un “sound car”

Sabuesos de la policía científica se mantienen en la búsqueda de los asesinos que posiblemente ya habían elegido a su víctima desde el templete

0
1336

No transcurrió mucho tiempo desde el momento en que la víctima se despidió de unos amigos en la fiesta, cuando los múltiples disparos alertaron a los presentes de que algo había ocurrido en las adyacencias. Al asomarse, avistaron el cuerpo del joven en plena vía.

El reloj marcaba casi las 4:00 de mañana y el ahora occiso se dirigía hacia su residencia luego de una noche de tragos y baile, en un “sound car” celebrado en San Félix.

En las cercanías del evento, en la UD – 145, fue interceptado por unos tipos que se desplazaban en dos motos y que sin mediar palabras los plomearon hasta verlo caer. Según, los pistoleros se fueron hasta él con el objetivo claro por lo que se presume que el móvil sea venganza.

José Gregorio Díaz, de 20 años, quedó tendido en el suelo pero con vida por lo que algunos de los conocidos, lo auxiliaron llevándolo hasta la emergencia del hospital Dr. Raúl Leoni de Guaiparo. Pero no corrió con suerte, murió antes de que lo atendieran.

Fuentes policiales presumen que Díaz pudo tener un altercado con algún grupo de sujetos en el “sound car” y que aprovecharon su ida para seguirlo y matarlo. No obstante, serán las actuaciones de los expertos en homicidios que determinen las verdaderas causas del caso.
Entre los testigos no hubo quien pudiera identificar a los asesinos pues todo sucedió muy rápido, luego que los tipos plomearan a José Gregorio y se cercioraran que había caído, huyeron sin dejar rastro mientras celebraban su hazaña.

INSPECCIÓN

Comisionados del Cicpc arribaron al sector del crimen para iniciar la investigación y realizaron la inspección en varias viviendas cercanas a donde ocurrió el hecho pero según, “nadie vio nada”. Presuntamente los asesinos sean del mismo barrio y serían identificados en las próximas horas por los agentes.