Francia iniciará un nuevo confinamiento nacional a partir del viernes

0
203

PARÍS.- Francia iniciará un nuevo confinamiento nacional a partir del viernes para frenar la segunda oleada de la epidemia de coronavirus, anunció este miércoles por la noche el presidente francés, Emmanuel Macron.


«El virus está circulando a una velocidad que ni siquiera los pronósticos más pesimistas habían anticipado» , dijo Macron en un mensaje a la nación transmitido por televisión. «Al igual que nuestros vecinos, nos encontramos en el mismo punto, abrumados por una segunda oleada que sin duda será más dura y más letal que la primera» .
Para contener la propagación del virus, el presidente ordenó al país volver al confinamiento nacional, al igual que a mediados de marzo cuando los pacientes con COVID-19 de la primera oleada de la epidemia abrumaron los hospitales.
Durante el nuevo confinamiento, las únicas salidas de casa autorizadas serán «para ir al trabajo, para asistir a una cita médica, para proporcionar asistencia a alguien, hacer las compras o tomar el aire», dijo Macron.
Las medidas restrictivas afectarán a universidades, bibliotecas, bares, cafeterías, restaurantes y gimnasios, entre otros establecimientos. Las reuniones públicas están prohibidas y las ceremonias culturales y conferencias quedan suspendidas, indicó el presidente.
A diferencia del primer confinamiento, las guarderías y las escuelas de nivel primario y medio seguirán abiertas, dijo Macron, «para que nuestros niños no estén privados durante tanto tiempo de educación y de contacto con el sistema escolar».
Y los servicios públicos, fábricas, granjas y construcciones continuarán sus actividades «en estricto cumplimiento de los protocolos de salud» , dijo el presidente. También se permitirán las visitas a los asilos.
Las medidas detalladas del nuevo confinamiento serán anunciadas por el Gobierno el jueves.
A partir de la medianoche del jueves se aplicarán las medidas en todo el país al menos hasta inicios de diciembre. El Gobierno se reunirá en dos semanas para determinar si es necesario realizar ajustes, dijo Macron.
Si en las próximas dos semanas las personas respetan rigurosamente las reglas y la situación sanitaria mejora, el Gobierno analizará la posibilidad de reabrir algunos negocios no esenciales, añadió.
«Necesitamos el sentido de responsabilidad de todos. Quédense en casa tanto como sea posible. Respeten las reglas. El éxito depende del buen civismo de todos y cada uno de nosotros. Cada hora cuenta» , enfatizó el presidente.
Francia estuvo en un confinamiento nacional del 17 de marzo al 11 de mayo para contener la propagación del virus.
Con dos semanas en confinamiento, los contagios diarios alcanzaron el pico de la primera oleada el 31 de marzo con 7.578. Después la cifra disminuyó a poco más de 4.500 en la primera quincena de abril y luego a menos de 1.000 en mayo.
Sin embargo, la cifra volvió a aumentar en los últimos meses y alcanzó los 52.010 el 25 de octubre.
Francia registró hoy 36.437 nuevos contagios por COVID-19, 3.020 más que el número registrado en las 24 horas previas.
El total acumulado de casos de coronavirus aumentó a 1.235.132, incluyendo 35.785 muertes, 244 más en un solo día, se indicó en las cifras publicadas por la Agencia de Salud Pública. Xinhua