Conductores pasan entre 24 y 96 horas para echar gasolina en Ciudad Bolívar y Puerto Ordaz

0
2358

La escasez de gasolina cada día es más evidente. En Ciudad Bolívar y Puerto Ordaz los ciudadanos pasan hasta cuatro días de cola en cola tratando de cargar los tanques de sus vehículos. Antes de comenzar aplicar la modalidad de la venta de combustible según el terminal del número de placa, los bolivarenses y guayaneses empezaban hacer cola a partir de las 4 de la madrugada para garantizar el llenado de los tanques de sus carros en el transcurso del día, tras pasar entre 5 y 12 horas de espera; pero luego del arranque del plan aplicado por la Gobernación del estado Bolívar, desde el lunes 3 de junio, el proceso para surtir combustible se ha vuelto crítico.

Desde principios del mes en curso, distribuyen combustible solo en algunas estaciones de servicio, además de acuerdo al terminal de la placa, el suministro se efectúa los días lunes, miércoles y viernes para los números pares; y martes, jueves y sábados para las placas con terminal impar. Los domingos, ninguna gasolinera abre sus puertas.

Este proceso que inició con el objetivo de disminuir las colas y evitar la venta ilegal de gasolina, ha provocado un colapso en las estaciones, las cuales no logran abastecer la cantidad de carros en espera, aún cuando solo proveen 30 litros o menos a cada uno.

PROTESTAS    

Esta situación, ha generado molestia entre los habitantes, quienes han optado por trancar calles y avenidas y hasta quemar cauchos, para llamar la atención a las autoridades de la localidad y exigir combustible, ya que esta problemática mantiene casi paralizada las actividades cotidianas de la zona.

TRANSPORTE DEFICIENTE

Ante la falta de gasolina, el servicio de transporte público se ha visto afectado, ya que los choferes de las unidades también pasan horas esperando para proveer de combustible sus unidades, a pesar de haberse fijado la Base Aérea en Caroní y la 5ta División en Heres, para facilitar el suministro a funcionarios públicos y transportistas.

Los taxistas, aprovechándose del contexto y alegando que se le dificulta obtener la gasolina, cobran entre 15 mil y 80 mil bolívares cada carrera, dependiendo de la distancia.

“Mi hijo tiene dos días sin ir al colegio, porque su transporte escolar no tiene gasolina. Vivimos en Los Próceres y él estudia en la parroquia Vista Hermosa, para trasladarnos se nos complica mucho, pagar un taxi nos saldría muy costoso, prefiero no mandarlo a la escuela. Este problema de la gasolina nos afecta a todos”, dijo María Gabriela Salcedo, habitante de Ciudad Bolívar.

BACHAQUEO DE GASOLINA

Conductores en las colas denuncian que la mayoría de los funcionarios que se encuentran en las estaciones de servicio, lejos de garantizar el orden, se prestan para vender los puestos, llenar bidones, o pasar a sus amistades, sin tomar en cuenta que cientos de hombres y mujeres llevan hasta más de 24 horas esperando.

“Desde el jueves 6 de junio estuve con mi esposo haciendo cola para llenar el tanque de la camioneta que tenemos, después de hacer la cola por más de 12 horas en la bomba El Carmen, se acabó la Gasolina. Esperamos para hacer cola otra vez el día sábado y no pudimos llenar porque nuevamente la gasolina no alcanzó para todos los carros. El martes, desde las cuatro de la mañana fuimos al Porvenir, allí luego de 15 horas nos llenaron solo 15 litros, aunque allí se descargaron 13 mil litros, la gasolina solo alcanzó para unos 200 carros. Luego de atender a todos aquellos compraron números para ingresar, comenzaron a atender a los que teníamos horas en la cola,” comentó Magali Fernández, una mujer con 5 meses de embarazo.

Otra de las denuncias efectuadas por los ciudadanos, son las faltas de respeto de algunos funcionarios de la GNB hacia el pueblo.

“No hay quien proteja al pueblo. Los efectivos de la GNB, Gobernación y delegados de Somos Venezuela actúan a favor de quien les pague, no de los ciudadanos de a pie que amanecen en las colas para echarle gasolina a sus carros”, así lo denunció el señor Marco Mejías, quien se encontraba haciendo cola en las adyacencias de la estación de servicio 700, en Ciudad Bolívar.

A pesar de contarse con la presencia de los funcionarios de diversos organismos de seguridad, los ciudadanos manifestaron que en la mayoría de las colas se pierde el orden, porque la GNB, policías y encargados de las estaciones de servicio infringen las normas con frecuencia, provocando que el pueblo se levante para exigir respeto.

EXIGEN RESPUESTAS

La colectividad hace el llamado al gobernador Justo Noguera Pietri, a supervisar al personal que mantiene en las gasolineras, para evitar las constantes arbitrariedades que se cometen.  Además el pueblo lo exhorta a dar respuestas inmediatas para resolver esta situación lo más pronto posible, ya que perjudica el buen desenvolvimiento de las actividades labores. REDG