Lo asesinaron mientras dormía

0
132

Tres sujetos fueron los responsables de la muerte de un joven trabajador proveniente de Cantaura, estado Anzoátegui. Elvis José Calderón Prado, de 27 años, nunca imaginó que un viaje con el propósito de visitar a su familia le iba a costar la vida.

El pasado jueves 21 de mayo, en un asentamiento campesino ubicado en el sector Santa Cruz, de La Ceiba, en San Félix, el joven había decidido descansar como acostumbraba en una hamaca, luego de un largo día con su familia, a quienes desde hacía mucho tiempo no visitaba.

A eso de las 10:00 p. m., en medio de una oscura y fría noche, los tres sujetos aún desconocidos violentaron la puerta de la vivienda y sin mediar palabras arremetieron contra Calderón y otro acompañante, identificado como Miguel Winchester, de 24 años, el cual quedó gravemente herido.

Vecinos relataron que unos muchachos pasaron por el lugar en un Mitsubishi Lancer, y al verlos dormidos, aprovecharon para meterse y dispararles. Al Elvis José le propinaron seis impactos de bala, que quedaron alojadas entre pecho y espalda; en cambio Winchester recibió dos tiros en diferentes zonas del cuerpo. Estas detonaciones alertaron a los habitantes del sector, quienes inmediatamente llamaron a los efectivos policiales adscritos al Centro de Coordinación Policial de Guaiparo, sin embargo, para Calderón ya era demasiado tarde, ya no presentaba signos vitales, por lo cual fue ingresado a la morgue en San Félix. En el caso de Miguel, tras el ataque fue trasladado al hospital Raúl Leoni de Guaiparo.

Los familiares de Calderón lloran su pérdida y exigen que los organismos policiales trabajen en las investigaciones correspondientes hasta dar con los culpables del cruento asesinato.

El cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) se encuentra en averiguaciones a fin de resolver la incógnita sobre los motivos que tuvieran estos sujetos para acabar con la vida de Calderón. Por ahora los vecinos desconocen la posible vinculación que pudiera haber tenido la víctima con los homicidas, algunos presumen que fue producto de un ajuste de cuentas, pues los sujetos no se llevaron nada del sitio.