Marco Coello pedirá asilo político en EE UU

0
138

«Marco salió en busca de la libertad y la protección que el Estado no le dio», expresó Dorys Morillo de Coello, la madre de Marco Aurelio Coello Morillo, al confirmar que el joven de 20 años de edad solicitará asilo en Estados Unidos, por la inminencia de una condena en su contra que implicaría su regreso a la cárcel en relación con los hechos violentos del 12 de febrero de 2014.

«Responsablemente no podría informar sobre el estado de la solicitud de asilo, porque no he podido hablar con mi hijo, con mi esposo ni con los técnicos que los están asesorando en Estados Unidos», comentó Morillo de Coello.
El abogado de la familia Carlos Guevara dijo que el padre del muchacho, Armando Coello, recibió llamadas telefónicas de sectores gubernamentales que indicaban que, indefectiblemente, el muchacho iba a ser enviado a prisión.
Tales anuncios habrían agravado la situación emocional del estudiante: «Durante las dos últimas sesiones del debate oral y público se quebró y estaba muy nervioso, a pesar de que ha permanecido en tratamiento psicológico por el estrés postraumático que padece. No olvidemos que cuando fue detenido, el 12 de febrero y hasta que fue presentado en tribunales dos días después, Marco Aurelio fue torturado por funcionarios del Cicpc: lo golpearon en la espalda con un extintor y le rociaron gasolina».
El abogado también recordó que oportunamente se solicitó al Ministerio Público que se investigaran las torturas, pues era relativamente fácil identificar a los funcionarios que detuvieron al joven, pero que la Fiscalía omitió su deber. «En este caso, Juan Carlos Tavares tuvo una doble condición: director de Derechos Fundamentales del Ministerio Público y acusador. Por lo tanto, la posibilidad de una investigación eficiente de los atropellos era casi imposible», comentó.