Monto del salario mínimo debe equipararse a canasta alimentaria

0
144

Caracas.- El coordinador Nacional de Primero Justicia, Julio Borges, manifestó que «Maduro perdió la oportunidad de enderezar el rumbo económico del país el pasado primero de mayo, por un modelo económico moderno, que no siga imprimiendo más billetes que lo único que hacen es agudizar la inflación, donde se genere un clima de confianza para los inversionistas y la empresa privada, con la finalidad de que se produzca lo que hoy compramos afuera, donde el dólar no se use como una arma política, en donde se respete la propiedad privada y se le actualicen los contratos a los trabajadores».

Borges aseguró que luego de tanta alharaca con los supuestos anuncios impactantes que realizaría Maduro, finalmente aprobó un aumento chucuto de tan sólo 20% ahora en Mayo y luego 10% para Julio.

«Resulta insólito que haya tenido la caradura de anunciar este aumento que apenas significan unos 36 bolívares diarios adicionales que no alcanzan para nada ¿Qué carrizo se puede comprar con 36 bolívares?».

Señaló que «¿Cómo se puede entender este aumento chucuto del Salario Mínimo si las cifras extraoficiales de la inflación de los alimentos apuntan a un 50% en lo que va del 2015? Y a eso habrá que sumarle los aumentos previstos para decenas de productos básicos que ya se han anunciado para los próximos meses, el impacto del aumento reciente del transporte público y el tan escondido aumento de la gasolina que no se atreven a formalizar. Queda muy claro que sin políticas concretas y efectivas para acabar con la inflación desatada cualquier aumento de salarios que anuncien se volverá sal y agua».

UN DÓLAR DIARIO

Julio Borges indicó que en esta oportunidad Maduro ni siquiera se atrevió a decir lo que tanto repite que supuestamente el Salario Mínimo en Venezuela es el más alto de Latinoamérica, porque resulta que «si lo calculamos a la tasa oficial del SIMADI, que se supone es la tasa a la que cualquier venezolano pudiera comprar dólares, el Salario Mínimo en nuestro país es de apenas 34 dólares mensuales».

«Estamos hablando de apenas algo más de 1 dólar diario, muy por debajo de Haití y sólo superando el caso de Cuba. Tan sólo 1 dólar diario es lo que gana un trabajador venezolano si tiene la suerte de contar con un empleo formal con Salario Mínimo, nuestro Pueblo no merece semejante humillación».

Debido a la falta de información por parte del Gobierno «que se empeña en no publicar las cifras oficiales, las referencias que tenemos son las que publican Organizaciones como el Cendas que estimaba para Marzo pasado la Canasta Alimentaria en casi 21 mil bolívares y la Canasta Básica por encima de 35 mil. ¿Cómo queda entonces el venezolano con el Salario Mínimo que arranca ahora en Mayo de apenas Bs 6.747? Lo justo sería que el Salario Mínimo por lo menos cubriera la Canasta Alimentaria oficial que publica el INE, pero resulta indignante confirmar que este nuevo Salario Mínimo apenas cubre la última cifra gobiernera de la Canasta Alimentaria Nacional que se publicó en Noviembre pasado. Estamos hablando del Salario Mínimo de Mayo comparado con la Canasta Alimentaria de 6 meses atrás».

«Resulta más dramático al revisar las principales ciudades, que reflejan primero los aumentos que luego se replican en todo el país. Para Noviembre la Canasta Alimentaria en Caracas costaba Bs 8.217, y en el caso de Maracaibo alcanzaba los Bs 8.646, un 28% por encima del Salario Mínimo que acaba de entrar en vigencia».

EQUIPARAR LA CANASTA

El dirigente consideró obvio que este «aumento chucuto» ni se acerca a las aspiraciones justas de los trabajadores venezolanos.

«Por eso desde Primero Justicia insistimos con nuestra exigencia de un aumento general de sueldos y salarios para todos los trabajadores que les permita enfrentar la inflación desatada, llevar el Salario Mínimo al costo de la Canasta Alimentaria INE que ya debe rondar los Bs 10.000, y concretar la promesa de otorgar Tickets de Alimentación y de Salud a los jubilados y pensionados».

Añade que esto sólo tendrá un impacto duradero si se concreta «un cambio radical de este modelo económico fracasado para lograr una recuperación en la producción nacional que evitará que los precios sigan subiendo todos los días y se generen millones de empleos dignos para esa mayoría de venezolanos que hoy no cuentan con un trabajo formal».

«Esa es la clave de nuestra propuesta de Ley de Impulso a la Producción Nacional con incentivos claros a nuestros productores, para llenar los mercados de productos Hecho en Venezuela. En este momento tan crítico generado por Maduro y su combo, lo justo es que el Gobierno se apriete el cinturón y no sea de nuevo el Pueblo quién pague los platos rotos. Todas estas propuestas serán una realidad cuando tengamos una mayoría contundente en la Asamblea Nacional que enfrente como corresponde este caos económico. Ese es el cambio que merecemos y que todos juntos con nuestro voto vamos a lograr».

SIGUE EL SHOW

En cuando a materia habitacional, Julio Borges expresó que «en estos días Maduro monto el show politiquero con la entrega de la supuesta vivienda 700 mil desde que se inició la Misión Vivienda hace 4 años, pero incluso con esa cifra la cuenta daría que en lo que va de 2015 se han entregado solo 24 mil, lo que está muy por debajo de las 134.795 que ya deberían haberse construido y entregado para cumplir con la promesa de este año de 400 mil viviendas».

La Operación Lupa de Primero Justicia ha registrado hasta ahora anuncios públicos que apenas superan las 13 mil.