Mueren dos hermanos y su abuela por explosión de bombona de gas de vivienda en Maiquetía

0
7987

El hecho ocurrió a las 9:00 a.m. de este viernes 10 de diciembre en el callejón Dividivi del sector Pariata

La Guaira-. Dos niños y su abuela de 78 años de edad fallecieron calcinados en el interior de una vivienda ubicada en el sector Pariata de Maiquetía, en el Litoral Central, tras la explosión de una bombona de gas.

La información fue confirmada por el secretario de Seguridad Ciudadana de La Guaira, Andrés Goncalves, que precisó que las víctimas menores de edad responden a los nombres de Ylber Calzadilla, de 6 años de edad, y su hermano Geomar Jesús Calzadilla de 8 años de edad. Por efectos de las llamas, también pereció la abuela de los pequeños, Hilda Josefina Martínez, de 78 años de edad.

En medio del incendio en la casa situada en el callejón Dividivi, fueron rescatados Edinxon Galvez (42), Juan Fuentes (55) y un infante de cuatro años de edad, por vecinos y bomberos de La Guaira. A ellos se les trasladó hasta el hospital Periférico de Pariata para la atención médica.

De acuerdo con el testimonio de los vecinos, la combustión inició a las 9:00 a.m. en la cocina de la casa y se expandió hasta la parte alta, donde estaban los hoy fenecidos y también las otras tres personas que resultaron heridas con distintas quemaduras.

Goncalves dijo que se realizarán las experticias de rigor en el sitio, puesto que se encontraron cauchos, cables y otros materiales que pudieron haber contribuido a la rápida expansión del fuego en la referida habitación.

Habitantes del sitio lamentaron que “todo ocurriera tan rápido” y no se pudiera haber salvado la vida de los hermanos Calzadilla y la mujer de la tercera edad.

Los accidentes y muertes por efectos de explosión de bombonas de gas son recurrentes en Venezuela, entre otras cosas, por las malas condiciones de los cilindros.

Entre los últimos accidentes, se contabiliza el ocurrido el 8 de octubre en el edificio Tip Top, en San Martín, en el cual resultaron heridas más de 30 personas, entre ellos un niño de 10 años de edad. ARMANDO GRUBER