Murió sujeto en intento de secuestro y robo

0
76

Un presunto delincuente fallecido, otro herido y un comerciante, secuestrado, rescatado y herido en un robo ocurrido a las 12 y 50 del mediodía de este jueves entre Villa Colombia y Campo A de Ferrominera Orinoco, además de una gran cantidad de carros chocados, tuvo en vilo a los habitantes del sector por un buen rato la tarde de ayer.

Todo comenzó cuando el comerciante, procedente de Guasipati, cobró una fuerte cantidad de dinero, (aproximadamente 600 mil bolívares), presuntamente en la agencia principal del Banco Caroní, de la vía Venezuela.

El hombre subió a su camioneta y cuando se desplazaba por el local Pollos La Llovizna, fue interceptado por dos sujetos que lo secuestraron con todo y camioneta.

Una señora se dio cuenta del hecho y avisó a una patrulla de la PEB que pasaba por el lugar, por lo que los uniformados se enfrentaron a los delincuentes.

Ocurrió un intercambio de disparos, donde resultó herido el comerciante de 43 años y presuntamente uno de los delincuentes, llevándose por el medio en la huida a varios vehículos allí estacionados.

Durante la fuga los delincuentes llegaron hasta la Calle San Cristóbal en Campo A de Ferrominera Orinoco y abandonaron el vehículo y al herido, para tratar de huir a pie entre los patios de las casas.

La policía no se quedó atrás y emprendió la búsqueda entre las casas, tocando las puertas en un intento por atrapar a uno de los malhechores, porque el otro se escapó por entre una zona enmontada.

Una señora se percató de que en el patio de su casa estaba un sujeto, y le avisó a los policías, estos sostuvieron un intercambio de disparos en el que cayó abatido Yoalvis Landaeta, de 27 años, con un tiro en el pectoral izquierdo.

Al final se recuperó la camioneta y el comerciante herido fue trasladado al Hospital Uyapar, donde fue atendido.

En la vía quedaron los vehículos chocados y en el patio de la casa donde falleciera el presunto delincuente un arma de fuego.

Del dinero no se dijo nada, lo que hace suponer que el otro delincuente logró escapar con él, a menos que haya quedado dentro de la camioneta.

FUE UNA LARGA PERSECUCIÓN

La persecución comenzó en Pollos La Llovizna y culminó en la calle San Cristóbal de Campo A, frente a Residencias Toré.