No nos vamos, nos quedamos(y II)

0
60

Los senados colombiano y chileno y el parlamento costarricense aprobaron por absoluta mayoría declaraciones similares. Así mismo, hay pronunciamientos al respecto de la presidente del Brasil y del canciller uruguayo. La senadora Isabel Allende, hija del presidente Allende, al respaldar dicha solicitud, ratificó su anterior posición: «el gobierno de Maduro no es socialista sino una dictadura militarista».

Las ofensas de Maduro al presidente Rajoy y a la Cortes españolas generaron de inmediato un agravamiento de las tensiones diplomáticas entre España y Venezuela. No satisfecho con ese nuevo enfrentamiento dio unas fuertes declaraciones a su llegada de Cuba en la cual anunció la radicalización del proceso revolucionario convencido «que los empresarios sabotean la economía del país y le impiden al pueblo acceder a diferentes productos de primera necesidad». Aseguró, que en contra de su gobierno está en marcha «una guerra económica dirigida por los empresarios y apoyada por los Estados Unidos». Es claro que Nicolás Maduro desea ocultar dieciséis años de despilfarro y corrupción que han caracterizado a los gobiernos revolucionarios y nos han conducido a esta debacle. Muchos jóvenes y excelentes profesionales han tenido que emigrar, ante la imposibilidad de contar con un futuro promisor gracias a los errores del régimen chavista. Sin embargo, Maduro debe saber que existen numerosos venezolanos que no se irán, que están decididos a quedarse, seguros como estamos que en Venezuela está en marcha un trascendente cambio político.
fochoaantich@gmail.com
@FOchoaAntich .