Nuestra Zona en Reclamación

0
149

Hace 50 años durante el gobierno del recordado presidente doctor Raúl Leoni, quien ejecutó una de las más trascendentes gestiones diplomáticas para la reivindicación del territorio Esequibo, se publicó por primera vez en nuestra historia aquel célebre: «Mapa Político de la República de Venezuela» que contenía en toda su extensión geográfica con fundamento en nuestros derechos históricos, jurídicos y geográficos, la llamada: «Zona en Reclamación».

Aquella imagen imponente con la cual se delineaba en franjas blancas y moradas la región esencial despojada a la patria, representaba la existencia gráfica de una Venezuela respetable, integrada por sus 20 estados, sus 2 territorios, en la cual se advertía la grandeza del río Orinoco, su desembocadura, las grandes ramificaciones fluviales de su delta, el Mar Caribe, el océano Atlántico, las principales islas nuestras con sus nombres destacados desde Los Monjes y hasta Las Aves, todo lo cual evidenciaba las señales, los signos, los límites, los lugares principales del país, incluido con detalle nuestro eterno Esequibo como muestra de cabal y expresivo sentido de soberanía.

En aquel mapa histórico, publicado en el año 1965 por la Dirección de Cartografía Nacional perteneciente al Ministerio de Obras Públicas, se indicaba expresamente, además de la Zona en Reclamación -en la que se advertían las localidades principales y los ríos más importantes del irredento territorio-, la significativa leyenda: «línea del inexistente «Laudo» de 1899″, lo cual constituyó una fundamental manifestación política de nuestra incontrovertible posición frente a la injusta e ilegal decisión con la cual el colonialismo atentó contra nuestros derechos, irrenunciables y subsistentes sobre el Esequibo.

En ese simbólico mapa conocimos la patria una generación de venezolanos nacidos y formados en la época democrática en un país caracterizado por su prosperidad, crecimiento, libertades y bienestar social, en el cual se ejerció con determinación y patriotismo sereno, responsable e ilustrado, la defensa de los derechos soberanos sobre el Esequibo, lo cual constituyó uno de los más destacados logros de nuestra diplomacia que alcanzó el reconocimiento formal de una controversia territorial por parte de la Gran Bretaña y de su entonces colonia la Guyana Británica, hasta entonces negada por ellos, que era preciso resolver de manera satisfactoria tal y como lo pautó el Acuerdo de Ginebra del año 1966.

El gobierno británico al apreciar la significación de ese instrumento protestó formalmente el mismo el 03 de marzo de 1965 señalando que: «… el gobierno de su Majestad no puede aceptar la demarcación del gobierno venezolano de la frontera ni de cualquier otro objeto que haga recaer dudas sobre la soberanía…», nota que sin embargo no alteró la posición venezolana de publicar el importante mapa y de mantenerlo con fundamento en aquella ejemplar resolución del 8 de octubre de 1964 a través de la cual el gobierno democrático del presidente Leoni prohibió publicar cualquier mapa que no contuviese el territorio Esequibo y que en la actualidad, en algunos casos, no se advierte con el realce que merece y las indicaciones necesarias en diversos instrumentos similares publicados en páginas Web tanto institucionales como educativas, lo cual se debe corregir de inmediato para asegurar que se cumpla en toda su plenitud el espíritu y propósito de aquel Mapa cincuentenario y aquella ejemplar resolución reivindicadora como acto de auténtico venezolanismo, orgullo patrio, consciencia y compromiso nacional.

@jfd599