Obama condenó a los líderes aferrados al poder

0
113

El discurso, el primero de un presidente estadounidense ante la UA, fue el punto culminante de un viaje que Obama hizo a Kenia, país natal de su padre, y Etiopía, de donde partió en la tarde del martes rumbo a Estados Unidos.

«El progreso democrático de África está en peligro cuando los dirigentes se niegan a dejar el poder al término de su mandato», dijo Obama, que no dudó en ponerse como ejemplo.

 

«Voy a ser honesto con ustedes. Estoy cumpliendo mi segundo mandato. Me encanta mi trabajo, pero la Constitución me impide volver a presentarme. Creo que soy un buen presidente y podría ganar. Pero no puedo ser candidato», dijo Obama.

«No entiendo por qué la gente quiere quedarse tanto tiempo en el poder. Especialmente cuando tienen un montón de dinero», insistió Obama, provocando una gran ovación.

Obama mencionó el caso de Burundi, donde el presidente Pierre Nkurunziza fue reelecto para un tercer mandato al término de una crisis política.

UNA NUEVA MIRADA SOBRE ÁFRICA

Al iniciar su discurso, Obama exhortó al mundo a mirar de una manera diferente a África.

El mundo debe dejar de lado los «viejos estereotipos sobre África», que la ven como un continente hundido en la pobreza y la guerra, afirmó Barack Obama.

Barack Obama también insistió en la lucha contra la corrupción, a la que calificó de «cáncer», algo indispensable para afianzar el desarrollo.