Pruebas ratifican éxito del Acueducto Bicentenario

En la urbanización Los Próceres ya comienza a percibirse la llegada del servicio de agua con abundante presión y con excelentes estándares de calidad

0
435

El Acueducto Bicentenario de Ciudad Bolívar, la obra creada para garantizar agua potable a más de 150 mil habitantes, ya empieza a brindar la maravillosa bondad de proveer un servicio de agua digno para el pueblo bolivarense. Hoy esta obra es un hecho que palpa la comunidad al abrir los grifos en sus hogares. Un logro alcanzado en revolución Bolivariana e impulsada por el gobernador del estado Bolívar, Francisco Rangel Gómez.

Comunidades como la Urbanización Los Próceres, 4 de Febrero, Santa Eduvigues, Zanjonote, El Perú, Mi Campito, San José, Brisas del Este, Brisas del Sur perciben la llegada del servicio de agua, tras las pruebas que se están realizando en el  Acueducto Bicentenario; una obra aprobada por el comandante eterno Hugo Chávez en el año 2012, que continuó impulsando el Presidente obrero Nicolás Maduro bajo el apoyo incondicional del gobernador Francisco Rangel Gómez.

Llegó el Agua

Una de las comunidades favorecidas directamente a través del Acueducto Bicentenario es la urbanización Los Próceres, zona que permaneció durante más de 25 años sin percibir un servicio de agua ajustado a las necesidades de los habitantes. Hoy, la realidad es otra, pues ya comienza a percibirse la llegada del servicio de agua con abundante presión y con excelentes estándares de calidad.

“Estamos felices porque llegó el agua a mi vivienda, tenía años que no llegaba con tan buena presión. Además es un agua bastante clara. Estoy sumamente satisfecha y agradecida que el problema del agua esté resuelto, pensé que esto nunca sería realidad pero puedo decir con certeza que el agua nos brindará una mejor calidad de vida”, manifestó María Hernández, habitante de la manzana 42 de la tercera etapa de Los Próceres.

Agua en la regadera

Justo Coneo, residente de la tercera etapa de Los Próceres, aseveró que el servicio de agua ha mejorado en más de 100 por ciento y la calidad es excelente.

“Tenía años que no llegaba el agua a la regadera, ahora podemos realizar todas las labores del hogar con normalidad. Agradecemos la gestión del gobernador Rangel por regalarnos esta hermosa obra que es de gran beneficio para nosotros”, dijo el joven.