Retos de la Clase Trabajadora en Venezuela (Parte III)

0
74

I.

Como ya se ha delimitado la categoría Producción Nacional, nos toca definir ese tipo de producción.

A los países ricos en materias primas y energía (como Venezuela), el gran capital nos han enseñado que nuestro destino por designio supremo, es ser exportadores de materia prima y nos han amaestrado para que confundamos extracción de minerales con producción. Es allí donde está el meollo de nuestro subdesarrollo, resignación y dependencia.

Es un reto como Clase Trabajadora definir y asumir la Producción Nacional para liberarnos del extractivismo.

Es un reto reconocer nuestra realidad petrolera, en cuanto a la extracción, refinación, exportación y consumo.

Es un reto reconocer a dónde va el beneficio en el caso de otros minerales. Por ejemplo, se extraen 16 millones de toneladas (ton) de mineral de hierro, se convierten en acero (cuando mucho) 4 millones de ton. y solo se transforman (producir) 2 millones de ton. en productos terminados y semielaborados.

Por simple aritmética sale que exportamos 12 millones de toneladas de mineral de hierro a 46 $/ton y 2 millones de acero barato en diversas formas.

Si analizamos la tendencia de precios en el mercado internacional, el mineral de hierro, al igual que el petróleo, bajó de precio por órdenes de la LME, de 250 $/ton a 46 $/ton.

Entonces conviene al gran capital que cada día, en este caso, transformemos menos acero en bienes para comprarlo a precio de gallina flaca y seguir aumentando el precio de sus productos, pues no conozco que hayan bajado de precio los bienes donde se usa acero (vehículos, maquinas-herramientas, maquinaria agrícola, etc.).

Pero esta arquitectura financiera nefasta para los intereses de la Patria, se aplica a para todas nuestras materias primas.

A mayor exportación de materia prima, menor producción nacional, mayor importación y mayor dependencia.

II.

Otro reto es la producción de alimentos, la producción en el campo agrícola para el consumo humano. No es producción para motores de combustión interna, ni para chucherías cancerígenas.

Es innegable que la producción de alimentos, además de garantizar la soberanía, es más rentable que exportar materia prima mineral.

Por ejemplo, un kilogramo de lentejas cuesta Bs 200 y más, eso nos da 200 mil Bs/Ton, que a cualquier tipo de cambio siempre será mayor ingreso que una tonelada de mineral de hierro: 200000/6.5= 30770 $; 200000/12= 16666 $; 200000/200= 1000$ y 200000/400= 500$.

Esto lo podemos hacer con cualquier producto agrícola y siempre será mejor que exportar minerales.

Sabemos que no es suficiente este argumento multiplicado por un millón de ejemplos, porque pesa una cultura del No-trabajo, la cultura del rentismo.

El reto es ponerse a producir bienes para satisfacer necesidades.

III.

Producir para nosotros tiene que ser:

a) Producir en Sidor todas las piezas y partes que importa Venirantractor (Cd. Bolívar) desde el Medio Oriente.

b) Producir en Guayana equipos y accesorios que se requieren en la Faja Petrolífera del Orinoco.

c) Preparar en Sidor anclajes, parrillas, vigas y columnas que necesita la Gran Misión Vivienda Venezuela.

d) Fabricar en Sidor piezas, partes, repuestos y carrocerías para automóviles y autobuses.

e) Construir silos, pivotes y demás infraestructura para la agricultura.

La mejor guía para la producción está en el Plan de la Patria.

aadarfio@hotmail.com