Rotarios afianzaron proyectos sociales y concretaron acuerdos

0
89

En el Gran Salón del Club Ítalo Venezolano de Guayana se desarrolló la máxima reunión de los rotarios que fungen en todo el país. El evento contó con la asistencias de importantes personalidades como Tomás Hacker, representante de la fundación rotaria; Germán Martínez, gobernador del distrito 4370 y Carlos Alberto Saavedra, coordinador regional de la fundación.

A través de un encuentro entre rotarios nacionales e internacionales y la asistencia de más de 250 miembros, comenzó el seminario de la Fundación Rotaria con la intención de conocer las herramientas para afianzar los proyectos sociales. El Rotary Club es una organización sin fines de lucro, cuyo propósito radica en reunir a líderes empresariales y universitarios para ayudar a las comunidades de escasos recursos económicos.

El gobernador del distrito 4370, Germán Martínez, aseguró que esta organización humanitaria reúne a 220 países, incluyendo Venezuela, «en este evento se están explicando los logros que hemos alcanzado. Actualmente tenemos un proyecto en el estado Bolívar enmarcado en la lucha contra el paludismo».

Martínez explicó que la organización va mucho más allá del apoyo económico, ya que la pobreza no es solamente material. «Existen cuatro tipos de pobreza: las hay en lo social, en lo espiritual, en lo intelectual y en lo material». Indicó que para llegar a conocer más la situación por la que atraviesan las comunidades de escasos recursos, se realiza un diagnóstico social, que conlleva el estudio de las condiciones físicas de los habitantes y del entorno en donde se desenvuelven.

«Nos preguntamos cuáles son sus rutinas, sus medios de distracción y cómo eso influye en la vida diaria de la persona. En Venezuela hay muchas empresas privadas que apoyan el lado social, lo vemos en Empresas Polar, que ayudan en la construcción de canchas, instituciones educativas, entre otros. Nosotros como institución ayudamos a los más desposeídos, a aquellos que carecen de recursos».

Por medio del análisis o diagnóstico se conoce a la sociedad, el estudio se enfoca en las estructuras del capital humano y social de los habitantes. Los proyectos que se llevan a cabo en los clubes rotarios de la ciudad (San Félix, Caroní, Puerto Ordaz y Cachamay) son trabajados en conjunto, por tal motivo, el evento realizado en Puerto Ordaz reunió a la mayoría de sus miembros, quienes extendieron la invitación al público en general.

LABOR ALTRUISTA

El gobernador del distrito 4370, Germán Martínez, recordó que la intención de todo rotario es ayudar a las personas e insertarlas a una nueva sociedad vinculada a los buenos valores y a un mejor trato con los demás.

Carlos García, asistente de la coordinación de la Fundación Rotary, aseveró que el evento estuvo a la altura de lo que se proyectó, «el poder de convocatoria tuvo éxito, más de 250 personas asistieron a esta reunión que tiene como objetivo conocer mejor las herramientas que nos ofrece el Rotary y la fundación con más de un millón rotarios en el mundo, cuya labor con los jóvenes permite apoyarlos financieramente en sus estudios».

A PASO FIRME

Jorge Lara, miembro del Rotary Club Ciudad Bolívar, afirmó que los planes y proyectos sociales que emplean en la ciudad han tenido un «rotundo éxito», pues los bolivarenses han podido disfrutar los servicios de salud a un precio muy por debajo de los costos en las clínicas privadas, «hemos dado nuestro apoyo financiero a proyectos relacionados con la Cruz Roja de Ciudad Bolívar. También hemos ofrecido instrumentos para satisfacer la calidad de la salud materno infantil, entre ellos, incubadoras nuevas, dos electrocardiógrafos, una lámpara de pabellón, dos camas eléctricas y dos monitores para intervenciones quirúrgicas».

A raíz de este proyecto, se han atendido a más de 60 mil personas por año, «duplicamos la cantidad de pacientes y realizamos más de 200 cesáreas al mes. El costo de los servicios médicos representa solamente el 30 % de lo que se gasta en las clínicas privadas», comentó Lara.

ENTRENAMIENTO PARA EL FORTALECIMIENTO

Gregorio Rodríguez, presidente de la Fundación Rotaria Caroní, indicó que la actividad resultó de gran importancia, ya que «han recibido entrenamiento para afianzar los proyectos sociales y conocer las diferentes herramientas para ser mejores rotarios cada día».

«Nosotros, como rotarios que representamos a Caroní, tenemos el proyecto de Senos Saludables, estas obras se enfocan en ayudar a las mujeres que padecen de cáncer de mama, hay muchas empresas privadas que nos han ayudado con el mantenimiento de la unidades. Hemos creado vínculos sociales con la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB), de allí nació la Escuela Raúl Leoni aquí en Puerto Ordaz, de igual manera hemos realizado operativos odontológicos que, desde el año pasado hasta ahora, han sido completamente exitosos. Fue un reto el haber comenzado este proyecto que dio finalmente buenos resultados», concluyó satisfecho el rotario.

PEQUEÑOS ROTARIOS GARANTIZAN EL FUTURO

Basado en ideas sociales, sin fines de lucro y con la ayuda de los rotarios, se crearon dos niveles de organizaciones dirigidas a los jóvenes. La primera es identificada como Rotarat (rotaraquianos), donde participan jóvenes de 18 a 30 años, y cuya labor está vinculada a la ayuda social y humanitaria.

El segundo es llamado Interat, en el cual participan adolescentes de 12 a 17 años. Los rotarios adultos fungen como asesores de estos grupos juveniles y aseguran que gracias a esta acción los niños se van formando y sensibilizando con los problemas sociales como la pobreza.