Sidoristas conmemoraron siete años de la nacionalización

0
99

Este martes en las instalaciones de la Siderúrgica del Orinoco «Alfredo Maneiro», trabajadores en compañía de las autoridades de la empresa, realizaron un ofrenda floral frente al busto de El Libertador, con motivo de la celebración del séptimo aniversario de la nacionalización de Sidor, decretada por el fallecido comandante Hugo Chávez Frías.

Desde tempranas horas, la clase obrera sidorista se concentró en las inmediaciones del Portón 1 de la Siderúrgica, en donde se realizaron las ofrendas florales al Padre de la Patria, por parte de la principal productora de acero y las instituciones que hacen vida en la planta.

El titular de Sidor, Tomás Schwab Romaniuk, ofreció unas palabras a los presentes, a través de las cuales recordó los hechos que marcaron en el año 2008, el punto de partida para el anuncio de la soberana decisión, tomada por quien en aquel momento fuera el presidente de la República, Hugo Chávez, de devolver Sidor a las manos del pueblo venezolano.

Expresó que la dignificación de la clase obrera fue un logro alcanzado gracias al comandante Chávez, quien siempre antepuso los beneficios sociales de los trabajadores, ante los intereses de la empresa transnacional dueña de Sidor.

El importante reimpulso productivo registrado, especialmente durante los últimos siete meses en la siderúrgica, fue destacado por el presidente de Sidor como un logro alcanzado gracias al esfuerzo mancomunado del Gobierno Bolivariano y la clase trabajadora.

«Seguiremos en la lucha, librando batallas, siendo una de las más importantes la de la honestidad y el fortalecimiento de los valores, apuntando a la verdadera transformación a empresa socialista, donde el cumplimiento del deber para el beneficio de todos, supere las aspiraciones individuales», finalizó Tomás Schwab.

HONOR AL LIBERTADOR

Por Sidor, la ofrenda al Libertador fue realizada por el presidente ejecutivo, Tomás Schwab, acompañado de directores y trabajadores, quienes rindieron tributo en nombre de los más de 15 mil hombres y mujeres que hoy integran la gran familia sidorista.

Posteriormente ofrendaron la Guardia Nacional Bolivariana de Venezuela, la Productora y Distribuidora de Alimentos (Pdval) con sede en la empresa, y el Sindicato Único de Trabajadores de la Industria Siderúrgica y sus Similares (Sutiss).