Triple colisión en la av. Gumilla dejó tres muertos y diez heridos

0
194

Este sábado, Ciudad Guayana amaneció en medio de una tragedia. El semáforo de la Clínica Humana, ubicado en la intersección de la avenida Gumilla con la Guayana, en San Félix, fue escenario de un terrible episodio que dejó diez heridos y tres personas sin vida.

La versión preliminar apuntó, a que la triple colisión fue ocasionada por una falla mecánica en uno de los vehículos involucrados. Sin embargo, hasta el cierre de esta edición los funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana – División de Tránsito Terrestre, se encontraba en labores de experticias y recolección de datos.

Presuntamente, el autobús Pegasso, modelo 536, placa AB739X, color azul, perteneciente a la flota de Expresos San Rafael, se venía desplazando por la avenida Gumilla en dirección hacia la terminal de San Félix. Al pasar la redoma de Sutiis, se quedó sin frenos y no pudo entrar a la estación de buses donde dejaría a los pasajeros, se vio obligado a seguir derecho y en el cruce del semáforo se originó el desastre.

El semáforo estaba sin luz, lo que también fue un factor en contra para el estrellamiento. Según pasajeros que venían en el bus, que salió la noche del viernes desde el Kilómetro 88 con destino hacia Ciudad Bolívar, Jhoan Odremán (Conductor), de 28 años, intentó alertar a los transeúntes sobre la falta de frenos, hizo luces, pitó y grito como pudo desde la ventana pero, fue inevitable.

La tranca que había en la intersección del semáforo debido a la ausencia de electricidad, recibió al autobús que los estrelló con toda fuerza. Impactó contra tres vehículos más: un Hyundai Accent, color plata, placa FBA069; un Chevrolet Corsa, color gris, placa AE463ID y contra un camión Toyota Dyna, placa A65AL5F, cargado con botellones de La empresa Agua Clarita.

Era tanta la velocidad con que venía el autobús, que se llevo por delante a los tres carros y posteriormente atravesó la cerca de ciclón de la Clínica Humana hasta impactar contra el área de resonancias magnéticas del centro de salud.

VÍCTIMAS

Tras el desastre que se desplegó desde el semáforo hasta la clínica, el tanque de gasoil del autobús se despegó de sus sistema de instalación y se originó un incendio, en el que resultaron personas víctimas de las llamas. Incluso, el colector del expreso murió calcinado.

Las personas fallecidas fueron identificadas como; Jhonny Moreno, de 28 años, quien venía manejando el camión de Agua Clarita, trabaja para la referida empresa desde hace más de 3 años y expiró en el sitio del accidente debido a diversos politraumatismos sufridos en el impacto. Joel Miguel Vásquez Martínez, de 16 años, era el colector que tras lanzarse del autobús cayó en las llamas y no hubo manera de salvarlo, estudiaba octavo grado y residía en Ciudad Bolívar.

La tercera víctima fatal es una mujer, Ana Samira Muñoz, de 28. Junto a ella, fueron trasladados tres personas más hasta la emergencia del hospital Dr. Raúl Leoni de Guaiparo, en San Félix, ella venía en el Hyundai Accent de copiloto, y las severas fracturas y traumatismo internos le segaron la vida minutos luego de su ingreso al nosocomio.

Extraoficialmente, se manejó el número de 10 personas heridas, de los cuales tres ingresaron a Guaiparo: Oswaldo Reyes Salazar, de 30 años, presentando fractura en el lado izquierdo de la clavícula; Luis Alberto Tandioy, de 50, con aporreos generalizados en todo l cuerpo; y Ángela Mantilla, de 47. Estos últimos son esposos y residen en el barrio El Centro, en San Félix.

Los otros siete heridos ingresaron a la Clínica Humana, sin embargo fuentes directas develaron que fue negado el acceso a la prensa para conocer la identidad exacta de los heridos. Solo se conoció, que dos masculinos de este grupo permanecía en terapia intensiva, no obstante hasta final del día no se oficializó otro deceso.

Un detenido

Jhoan Odremán, quien conducía el autobús de Expresos San Rafael, fue detenido por presunta investigación por la Policía Nacional Bolivariana. Sin embargo, debido al siniestro que dejó tres víctimas fatales, el caso fue remitido a la fiscalía pertinente.