Venezuela denuncia ante la Unesco el impacto negativo de las medidas coercitivas de EEUU

0
1768

Caracas.- El delegado permanente de Venezuela ante la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco, por sus siglas en inglés), Jorge Valero, denunció las consecuencias de las medidas coercitivas unilaterales impuestas por la administración de Estados Unidos (EEUU) contra el pueblo venezolano y que han impacto negativamente los sectores educativo, científico y cultural.

La agresividad de Washington impide a la nación sudamericana desplegar a plenitud sus programas para garantizar el acceso inclusivo a la educación, la ciencia y la cultura, una prioridad de la Revolución Bolivariana desde su materialización bajo el liderazgo de Hugo Chávez , declaró Valero en entrevista concedida a Prensa Latina, desde París, Francia.

Valero subrayó que Venezuela demanda que su denuncia encuentre eco en la organización, ante el carácter inaceptable de la política estadounidense y su impacto en las diversas áreas de la sociedad.

«Desde nuestra presentación de las cartas credenciales a la directora general de la Unesco, Audrey Azoulay, a finales de 2020 hemos explicado la situación creada por las acciones coercitivas unilaterales y la urgencia de que dejen de aplicarse», comentó.

«Si abordamos los temas que gestiona la Unesco, podemos citar las afectaciones causadas por las medidas a un programa tan destacado como el Sistema Nacional de Orquestas, que llega a un millón de personas incorporadas, entre ellas tradicionalmente marginadas como los indígenas y los reclusos», señaló.

Valero acotó que las sanciones unilaterales limitan la compra de instrumentos musicales y estimulan la emigración del talento formado y desarrollado mediante esta iniciativa.

Asimismo, mencionó las consecuencias del bloqueo y la guerra económica en particular en la adquisición de vacunas para combatir el Covid-19, pese a los llamados de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) a facilitar la labor de los Estados en tiempos de la pandemia.

No obstante, el embajador resaltó la resistencia de Venezuela y su capacidad de seguir funcionando como país frente a sanciones que redujeron en 99% los ingresos fiscales y buscan golpear su principal sector económico, el petrolero.

Ratificó el compromiso invariable de Caracas con la inclusión social y la lucha contra las asimetrías, una postura que desde la Unesco promueve en el ámbito de la educación, la ciencia y la cultura. AVN/ EL UNIVERSAL